martes, 11 de marzo de 2014

Otro coche

Esta vez ni más ni menos que un Porsche, ¿quién podría pedir más? ¿Quizá ampliar un poco el espectro de motivos? En fin, lo prometido hay que cumplirlo.